.

.

Cuidados al subir o rebajar los precios

Recopilado por: AGNUS® PUBLICIDAD
A la hora de tomar esta decisión, es necesario que un empresario cuide algunos factores y lo haga tomando en cuenta a sus clientes actuales, para que éstos no salgan tan perjudicados con la medida. A continuación se expone las razones que deben privar al poner los productos en rebaja.
1. Una estrategia para incrementar la tajada del mercado.
2. Promocionar un nuevo producto o servicio.
3. Atraer la atención hacia un producto de poca demanda.
4. Incentivar compras de alto volumen.
5. Incrementar los negocios de temporada (navidad, día de las madres, etc.)
Un empresario tiene que aumentar los precios de un producto, para cubrir, por ejemplo, un incremento en el costo de los materiales o en los salarios. Cuando es necesario apelar al aumento de precios, se aconseja aliviar el dolor de los clientes, tomando en cuenta lo siguiente:
1. Notificar el incremento a tus clientes y, si es posible, darles la oportunidad de comprar a los precios previos al aumento.
2. Trata de promocionar el incremento junto a productos o servicios “nuevos o mejorados”.
3. Dale al cliente algo a cambio por el aumento de los costos. Por ejemplo, ofréceles envío gratuito si el pedido pasa de cierto monto.
4. Si es posible, retarda el incremento de precio para tus clientes actuales. El mercado cambia constantemente y es obligatorio observar de cerca sus precios.

Eres Emprendedor?

Recopilado por: AGNUS® PUBLICIDAD
Emprendedor se le llama a la persona que inicia alguna misión. Empresario emprendedor, es aquella persona que inicia una empresa con un objetivo determinado. Entre otras características, un empresario emprendedor o emprendedor, deberá ser constante, determinado, visionario, arriesgado, carismático, planeador, organizado, líder y tener una capacidad de trabajo por arriba del promedio. Parecieran muchas características a reunir en un solo individuo, sin embargo, los emprendedores -como la mayoría de los distribuidores lo son-las tienen.

Si usted quiere mejorar su posición como emprendedor, deberá identificar una visión y un objetivo. La visión será el fin último por el cual usted inicia su negocio, el cual -por supuesto-no es hacer dinero. Hacer dinero es un requisito de cualquier empresa con fines de lucro. Su visión deberá de ser algo sutil, que lo guíe a través del tiempo por el difícil mundo de la distribución de equipo de cómputo o servicios relacionados. Si usted no establece una visión, difícilmente podrá tener permanencia en el mercado. Una vez que haya establecido una visón, deberá proceder a establecer un objetivo, para un año, seis meses, o tres. El tiempo, depende del tipo de segmento en el que esté y que tan dinámico sea este.

Una de las características que diferencian a un emprendedor de un gerente típico, es que el emprendedor se arriesga, o al menos arriesga su dinero. El emprendedor invierte grandes cantidades de tiempo, -y normalmente-todo su dinero, y a veces hasta más. Éste debe tener una muy clara visión de lo que va a hacer, ya que de lo contrario, le será difícil poder recuperar la inversión. En esta ola de Internet, los negocios están cambiando y transformándose, uno nunca sabe que va a pasar el día de mañana. El riesgo crece.


El trabajo duro es un sello indudable de los emprendedores, jornadas de 18 x 7, casi como servidores de misión crítica. Los emprendedores trabajan duro persiguiendo un sueño, cuando lo van alcanzando, van bajando su nivel de trabajo. Como emprendedor, debe de tener cuidado de administrar sus horas de trabajo. No es malo trabajar mucho al arrancar el negocio, sobre todo si lo arranca sin dinero y sin colaboradores -caso típico en los emprendedores--, sin embargo, al pasar el tiempo, conforme vaya alcanzando metas, si sigue trabajando tantas horas, algo anda mal.

Finalmente, más que una característica, es una necesidad del emprendedor: desarrollar buenas relaciones. Las relaciones valen más que el dinero mismo. Contrario a lo que se podría pensar, las relaciones no solo sirven para hacer negocios "sucios", sirven también para muchas otras cosas. Tampoco sirven solo con los clientes. El desarrollar una buena relación con un proveedor, le puede significar mejores costos; una buena relación con los clientes, le puede traer utilidades; una buena relación con sus vecinos, le puede dejar muchas recomendaciones.


Otra de las características del emprendedor es una buena capacidad de planear y organizar. Muchos emprendedores son desorganizados en el detalle, pero deberán de ser muy organizados en el alto nivel. La planeación es una característica inherente del los emprendedores, sin embargo, normalmente la tienen en la cabeza, el reto en este caso, es poder transmitirla en papel a sus seguidores.





Cambiar el logotipo

Recopilado por: AGNUS® PUBLICIDAD
No solo se trata siempre de hacer uno nuevo. La identidad de una marca debe de evolucionar conforme a los años, son pocos los casos donde una identidad puede permanecer por mucho tiempo de vida sin necesidad de cambios. Definir puntos exactos de cuando es necesario cambiar una imagen sería muy arbitrario y poco profesional de nuestra parte, pues es una decisión que se debe de apoyar con estudios de mercado. Sin embargo, presentamos ciertos criterios cuando a nuestro parecer es necesario refrescar la imagen de un negocio.

1. Se ve viejo: El tiempo siempre hace estragos en toda imagen y estos se hacen más visibles cuando una identidad fue diseñada basándose en modas. Unos pequeños cambios en los rasgos de su logotipo evitarán que se vea viejo y anticuado.

2. Es ineficaz: Generalmente sucede en un logotipo que utiliza muchos colores y elementos (brillos, sombras, relieves, texturas y demás adornos). Puede parecernos “bonito” al elegirlo, sin embargo se transforma en un dolor de cabeza cuando queremos plasmarlo sobre un soporte pequeño o cuando necesitamos aminorar los costos de impresión.

3. No comunica lo deseado: Todas las identidades corporativas deben de comunicar a la perfección la filosofía (valores, visión, misión, objetivos) de una empresa. El consumidor debe de entender a simple vista el giro y el tono (si es formal, creativa, divertida, seria, familiar, etc.) del negocio.

4. No es profesional: Hay empresarios que por ahorrarse dinero, dejan algo tan de GRAN IMPORTANCIA como lo es la imagen de su negocio en manos de gente no profesional, que invariablemente entrega un trabajo de muy baja calidad. Evite a toda costa los diseñadores “patito” que lo único que hacen es disminuir el valor monetario de su marca.

Un logotipo nos representa en todo momento.  En los inicios de la empresa, muchas veces no parecía tan necesario un buen logotipo pues con el que nos había regalado el sobrino que dibujaba "bonito" sería más que suficiente.  La batalla comercial que se libera día a día no solo puede estar basada en calidad del producto y reducción de costos, sino además de la manera en que somos percibidos por el mercado al que queremos llegar y por supuesto al que aun no nos conoce.

El elemento inicial es pues un logotipo que influirá en la manera de como es apreciado nuestro producto o servicio.  Es en ese punto donde radica la importancia de un buen deiseño del mismo y su modificación cuando sea necesario al pasar de los años y de acuerdo a los requerimientos propios del negocio una vez que haya crecimiento del mismo.






Related Posts with Thumbnails